UNODC ENTREGA MEDICAMENTOS PARA LA REHABILITACIÓN DE DROGODEPENDIENTES
Predementregamedicamentos

La Paz, 29 de diciembre de 2016. La Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito(UNODC por su sigla en inglés) entregó durante 2016 insumos médicos, medicamentos y equipamiento al Hospital de Salud Mental San Juan de Dios valuados en 70.000 dólares, financiados por la Unión Europea, en el marco del Proyecto de Reducción de la Demanda del Consumo de Drogas en los Países Andinos (PREDEM).

Hoy, el Representante de la UNODC en Bolivia, Antonino De Leo, entregó al Director del Hospital de Salud Mental San Juan de Dios, padre Juan Ruiz Mancebo, un lote de medicamentos destinado al Pabellón de Drogodependientes, para personas con síntomas de abstinencia, procesos de desintoxicación de sustancias sicoactivas y para el tratamiento de patologías duales (mentales y consumo de sustancias sicoactivas).

Luego de expresar su reconocimiento al personal del Hospital San Juan de Dios por su esmerado y comprometido trabajo, De Leo resaltó la importancia de fortalecer los centros de tratamiento para personas con consumos adictivos, brindándoles atención integral y cumpliendo los principios y los estándares internacionales de tratamiento y rehabilitación.

Recordó que los Estados Miembros de las Naciones Unidas, durante la Sesión Especial de la Asamblea General sobre el problema mundial de drogas (UNGASS por su sigla en inglés), realizada en abril de 2016, reafirmaron su compromiso con las metas y los objetivos de los tres tratados de fiscalización internacional de drogas. En estos tratados, agregó, figura la preocupación por los problemas sociales, de seguridad y los relacionados con la salud personal y pública, derivados por el uso indebido de los estupefacientes y las sustancias sicotrópicas, en particular entre los niños y los jóvenes.

Manifestó que la drogodependencia es un trastorno de la salud complejo en el que intervienen múltiples factores, que se caracteriza por su naturaleza crónica y recurrente con causas y consecuencias sociales, que se pueden prevenir y tratar, por ejemplo, mediante programas de tratamiento, atención y rehabilitación eficaces basados en datos científicos, incluidos los programas de base comunitaria.

“En la UNGASS, los Estados Miembros de las Naciones Unidas acordaron fortalecer la capacidad de postratamiento, rehabilitación, recuperación y reinserción social de las personas con trastornos relacionados con el consumo de sustancias, entre otras, según proceda, mediante asistencia para su reincorporación efectiva al mercado laboral y mediante otros servicios de apoyo”, señaló el Representante de la UNODC en Bolivia.

En abril de 2016, la UNODC realizó una primera entrega de insumos médicos, medicamentos y equipamiento al Hospital de Salud Mental San Juan de Dios para pacientes que se encuentran en tratamiento y rehabilitación del consumo de sustancias psicoactivas. El lote de fármacos entregados permitirá que el personal del Pabellón de Drogodependientes del este Hospital cuente con los medicamentos adecuados para el tratamiento de casos que necesiten apoyo farmacológico.

La donación realizada por la UNODC en 2016 consistió en 64 colchones hospitalarios de una plaza, 150 metros de rollos de tela blanca de algodón para la confección de sábanas, un desfibrilador portátil, tres tensiómetros de pie, 20 pinzas anatómicas, tres gaveteros metálicos, tres oxímetros de pulso digitales, medicamentos anticonvulsivantes, ansiolíticos, antisicóticos, vitamina B1 300 mg destinados al tratamiento de personas con consumos adictivos, seis sillas de acero metálicas y tres sillones semiejecutivos. Estos insumos, medicamentos y equipamiento están siendo utilizados para brindar una mejor atención a personas con consumos adictivos que ingresan al Hospital, a quienes, si lo requieren, se apoya con tratamiento especializado durante el proceso de desintoxicación y deshabituación de sustancias en la Sala de Cuidados Especiales y Desintoxicación.

Mediante su proyecto mundial de tratamiento de la toxicomanía (TREATNET), la UNODC trabaja con el personal del Hospital de Salud Mental San Juan de Dios implementando estándares internacionales de prevención, tratamiento y principios de atención a personas con consumos adictivos.